0
Mi cesta

Total:0.00

  • Tu carrito está vacio
Ver cesta
Subtotal : 0.00
Seleccionar página

Si tu bebé tiene entre 3 y 4 semanas y notas que en su cabeza aparecen unas pequeñas escamas parecidas a caspa, no te preocupes, es dermatitis seborreica o lo que se conoce como costra láctea.

¿Qué es la costra láctea?

Son pequeñas escamas de color blanco o amarillas pegadas al cuero cabelludo. No es un proceso grave, ni tampoco contagioso. No es más que una dolencia de la piel de tipo inflamatorio que en algunas ocasiones puede aparecer detrás de las orejas, párpados, nariz

¿Cómo eliminamos la costra láctea?

Nunca intentes arrancar las escamas porque puedes producir heridas e infección en la piel de tu bebé.

En caso de que las costras sean gruesas, úntalas con vaselina o aceite de almendras media hora antes del baño.

Si lo prefieres existen emulsiones pediátricas específicas  es una solución ideal para eliminar la costra láctea y favorecer el reequilibro de la producción de sebo. Gracias a la formulación de este gel, cuya tolerancia a todo tipo de pieles ha sido testada científicamente, podrás librar a tu bebé de esas excrecencias molestias que tiene en su cabecita.

Entre los principales principios de este producto se encuentran:

  • – Acción antimicótica específica frente a Malassezia furfur, un hongo causante de la costra láctea.
  • – Acción exfoliante para eliminar las escamas de la zona afectada gracias al exfolactive y lactamide-MEA.
  • – Regulación del exceso de sebo gracias a la anti-lipasa y el zinc, dos potentes seborreguladores.
  • – Alivio del picor y del prurito gracias al rhamnosot y el enteline 2.
  • – Hidratación del cuero cabelludo debido al ácido hialurónico presente en su fórmula.

sebacur costra lactea gel pediatrico 30 ml

Si a pesar de todo la costra persiste y además la piel esta enrojecida, consulta al pediatra que valorará otros tratamientos.